El gobierno examinará irregularidades en el cobro de los cánones de Arrendamiento de los Locales Comerciales, informó el jefe del Órgano Superior para la Defensa de la Economía, Hebert García Plaza. “Vamos a revisar en profundidad este tipo de contrato para que el arrendamiento no cause problemas o perturbaciones en el consumidor final”, dijo.

En una inspección en la Constructora Sambil y con la colaboración de la Superintendencia Nacional de Arrendamiento de Vivienda, el funcionario informó sobre cobros que calificó de “irregulares” en la sede de Barquisimeto.

Detalló que un local que antes era arrendado por el Banco Federal por alrededor de 11.000 bolívares en 2011 subió a 68.425 bolívares cuando pasó a manos del Banco de Venezuela, y volvió a aumentar a 78.000 y 94.000 bolívares en 2012 y 2013, respectivamente.

Añadió que no existe un patrón que indique un aumento de 600% al canon de arrendamiento. “Se hace un arrendamiento dependiendo de la calidad del negocio, de acuerdo con el target. Si se trata de un Local Comercial de negocio ancla, el metro cuadrado es sumamente más costoso”, señaló.


fuente:elnacional
fecha:22 noviembre 2013